Restauración del mueble

La restauración del mueble es un capítulo fundamental en el conjunto de la restauración de este órgano.

Sus dimensiones y calidad de su arquitectura y ornamentación adquieren un peso importantísimo en la intervención así como su presencia en la propia catedral.

Construido el mueble por el mismo Leonardo Fernández Dávila que ganó el concurso para la construcción del mismo, algo que no era común en este tiempo

Sabemos que fue pintado y dorado años después en 1791 junto al del evangelio que hasta entonces estaban “en blanco”.

La estructura sigue firme después de 277 años, la ornamentación si bien acusa el paso de los años lo hace de forma muy digna y sin haber perdido su esplendor

Desde nuestra perspectiva actual,  los dos muebles forman un conjunto de indiscutible calidad y belleza

El proceso de restauración lo seguimos paso a paso

El primer paso para su restauración ha sido el montaje de el andamiaje adecuado. 25 metros de altura por la cara y la espalda del órgano. Aunque se había hecho un exhaustivo reconocimiento se realiza un segundo examen con el detalle que permite la proximidad a todos los elementos

La imponente estructura se conserva en muy buen estado de estabilidad y firmeza.

En cuanto a la ornamentación hay sus particularidades que se irán describiendo